Día mundial dePatologíasDía mundial del Alzheimer

21/09/2021por iXalud0

Hoy es el día mundial del Alzheimer y por ese motivo, vamos a dedicarle una entrada a esta patología, con la finalidad de visibilizar y acercar un poco más a todos está enfermedad. 

¿Qué es el Alzheimer?

Hablamos de demencia cuando existe un trastorno cerebral que afecta gravemente a la capacidad de una persona de llevar sus actividades diarias. El Alzheimer es la patología más común entre los casos de demencia de las personas de avanzada edad. 

Se trata de una patología de inicio lento y desarrollo progresivo, primero afecta a las partes del cerebro que controlan los pensamientos, la memoria y el lenguaje. Un problema relacionado es el deterioro cognitivo leve que es causante de la gran mayoría de problemas de memoria, en muchos casos, no todos, este deterioro acaba en el desarrollo de Alzheimer. 

Conforme avanza el tiempo, los síntomas se van agravando llevando a aquellos que lo padecen a incluso no reconocer a sus familiares o personas más cercanas, pueden también presentar dificultades en el habla, la lectura y la escritura. Poco a poco, estas situaciones pueden irles volviendo cada vez más ansiosos o incluso agresivos y en algunos casos a deambular lejos de su casa. Estos estadios más avanzados, les acaban llevando a la necesidad de cuidados totales, de los cuales en muchas ocasiones los propios familiares son los encargados y acaban con una elevada carga de estrés y ansiedad también. 

El riesgo de padecer Alzheimer aumenta a medida que la persona envejece, sobretodo después de los 60 años y también aumenta las probabilidades si en la familia ya ha habido otros casos. 

Causas

No existe una causa concreta que lleve al desarrollo de esta patología, no obstante, con el tiempo, se han ido identificando algunos factores de riesgo que aumentan el riesgo de padecer la enfermedad, los más importantes como son la edad o los antecedentes familiares, no los podemos cambiar, sin embargo, existen algunas pruebas que sugieren que sí que podemos influir en otros factores y para ello, será importante detectar las señales de advertencia. 

La Alzheimer’s Association ha creado una lista con las 10 señales de advertencia de Alzheimer o algún otro tipo de demencia para que independientemente del grado, podamos detectarlas y contactar lo antes posible con nuestro médico. 

  1. Cambios de memoria que nos dificultan actividades de la vida diaria. 
  2. Dificultad para planificar o resolver problemas. 
  3. Dificultad para desempeñar tareas habituales de la casa, trabajo o tiempo libre. 
  4. Desorientación en lugar o tiempo. 
  5. Dificultad para comprender imágenes visuales o como algunos objetos se relacionan entre sí o el uno con el otro en el ambiente. 
  6. Nuevos problemas con el uso de palabras en el habla o por escrito. 
  7. Colocación de objetos fuera de lugar o falta de habilidad para retrasar los pasos. 
  8. Disminución o falta de juicio. 
  9. Pérdida de iniciativa para tomar parte en el trabajo o actividades sociales. 
  10. Cambios en el humor o la personalidad. 

Si nota alguno de estos signos no los ignore, contacte con su médico, una detección temprana puede llevarnos a sacar el mayor beneficio de los tratamientos posibles. 

Diagnóstico

No existe una única evaluación que nos permita diagnosticar el Alzheimer, cierto es que el médico podrá valorar que se padece demencia lo complicado, será determinar la causa precisa. Por ello, será necesaria una evaluación médica exhaustiva que incluya los antecedentes médicos detallados, un examen físico y neurológico, una correcta evaluación del estado mental y del humor del paciente y complementar todo esto con otras pruebas médicas como son una analítica y estudios de imagen cerebral. 

Tener problemas de memoria no significa padecer Alzheimer, muchos problemas de salud nos pueden llevar a tener problemas de memoria. 

Si se diagnostica una demencia que venga originada de afecciones tratables como puede ser una depresión, interacción medicamentosa, consumo excesivo de sustancias tóxicas o deficiencias vitamínicas, ésta será reversible. 

Alzheimer

Un diagnóstico a tiempo, nos permitirá: 

  • Mejores posibilidades en cuanto a beneficiarse de un tratamiento. 
  • Más tiempo de planificación del futuro con la patología. 
  • Disminuir ansiedades causadas por problemas desconocidos. 
  • Tener la oportunidad de participar en decisiones sobre la atención, transporte, opciones de vivienda y asuntos financieros y legales. 
  • Beneficiarse de servicios de atención y apoyo para tener herramientas y poder manejar mejor la enfermedad. 

Tratamiento

El tratamiento para el Alzheimer es puramente farmacológico, se dividen en 2 categorías, los fármacos para cambiar el progreso de la enfermedad en la gente que vive con la patología y los fármacos que buscan evitar de forma temporal la sintomatología que provoca la enfermedad.

Además de esto, se puede valorar tratar otras consecuencias de la enfermedad tales como la ansiedad o las contracturas musculares asociadas a ese estado de alerta/estrés constante. 

Consecuencias sobre los cuidadores
Llegados a este punto, vamos a hablar también de la otra cara del Alzheimer, que es la que sufren aquellos que están al cargo de quien sufre la patología.

Los cuidadores de personas con Alzheimer, suelen padecer elevados niveles de estrés y ese estrés puede resultar también negativo para el enfermo, adjuntamos un listado de los 10 síntomas principales para detectar dicho estrés y poder así enfrentarnos a él a tiempo:  

  1. La negación de la patología diagnosticada y la creencia de que se trata de algo pasajero. 
  2. El enfado o frustración hacia el enfermo por las cosas que ha dejado de poder hacer. 
  3. Alejamiento social. Dejar de lado a amigos o actividades sociales que le hacían sentir bien. 
  4. Ansiedad acerca del futuro y los días futuros a los que nos tenemos que enfrentar. 
  5. Depresión y falta de fuerzas para sobrellevar la situación. 
  6. Agotamiento que nos impide llevar a cabo ciertas tareas necesarias del día a día. 
  7. Insomnio generado por las preocupaciones acumuladas. 
  8. Irritabilidad y mal humor generada por toda la frustración mantenida. 
  9. Falta de concentración. 
  10. Problemas de salud que suponen un desgaste mental y físico. 

Si detecta algunos de los síntomas mencionados de forma regular, contacte con su médico para tratarlos a tiempo, ignorarlos puede causar un deterioro de su salud física y mental. 

La terapia de Andulación en el manejo de la ansiedad y estrés

La Andulación es una terapia que tiene unos muy buenos resultados en cuanto al manejo del estrés y la reducción de la ansiedad ya que nos ayudará a aumentar la resistencia al estrés y a protegernos de sus efectos. 

Actúa como neurosedante, relajando el sistema nervioso simpático y estimulando el sistema nervioso parasimpático y corrigiendo, entre otros, la frecuencia cardíaca y la presión sanguínea desde su primera sesión.

También actuará como relajante muscular que seguro que la situación de estrés nos habrá ido generando. Esto es gracias a el calor por infrarrojos que nos ayudará a oxigenar y mejorar la irrigación de la musculatura facilitando así su relajación.

Por lo tanto, la Andulación actúa de dos formas. Directamente, reduciendo la tensión muscular y la rigidez de las fascias, e indirectamente mediante la relajación del sistema nervioso. 

Llegados a este punto, esperamos haberos acercado más a esta patología.

iXalud

Escribir un comentario

Tu email no será publicado. Los campos requeridos se marcan con *

Whatsapp contacto iXalud